¡Leed! / Read!

(Please, find English translation at the end of the post)

Con motivo de la celebración de su 50 aniversario, la Cartelera Turia me invitó a colaborar en la exposición que, entre otros actos, organizaron en la sala de la Nau  de la Universidad de Valencia, aportando una obra que, junto a las de otros 49 artistas y a lo largo de los dos próximos años, será reproducida como portada de la revista. Que una publicación tan histórica, combativa y con tanto prestigio se acuerde de mi trabajo es un honor para mí y un estímulo: recibí su invitación como un regalo.

Me inspiraron los antiguos voceadores de periódicos y también los carteles de la CNT que, durante la República, exhortaban al pueblo a leer. El dibujo original (carbón sobre papel de 100 x 70 cm) no incluye ningún texto porque aún deberá convertirse en portada e incluir otros titulares. También, porque hay mucho por lo que gritar y no quise entonces limitar las interpretaciones. Sin embargo (y he propuesto el cambio a los responsables, para cuando llegue el momento) creo que me equivoqué. Debí acotar ya entonces su lectura e incluir el texto que aparece en las reproducciones que comercializo y que resume, para mí, la mayor urgencia: «¡Leed!»… Leed La Turia… Leed lo que sea pero ¡Leed!… Si me dejaran, pegaría un cartel en cada escuela: si los hay de enfermeras con un dedo en la boca rogando silencio en los hospitales, debería haber alguno en los pasillos de los colegios gritando, de pura desesperación, a los chicos, que por favor se formen o de lo contrario, serán arrasados.

 

ADENDA (Mayo 2015): el cartel se convierte en portada de la Cartelera Turia esta semana crucial de las elecciones.

 


 

(Si quieres sobre-escribir tu propio aullido, acepto encargos para personalizar el cartel: escríbeme sin compromiso. Si te gusta tal cual, puedes adquirir reproducciones en varios formatos y soportes: en cuadro montado o vinilo, y también en papel.)


 

leedB-copia


 

On the occasion of the celebration of its 50th anniversary, the Billboard Turia invited me to work in the exhibition, among other acts, organized at the University of Valencia, providing a work which, within the one of  49 artists more and over the next two years, will be reproduced as the cover of the magazine. That such historical, combative and both agreed prestige publication counts on my work is an honor for me and a stimulus: I received their invitation as a gift.

I was inspired by the old newspaper hawkers and posters of the CNT that during the spanish Republic, exhorted the people to read. The original drawing (charcoal on paper 100 x 70 cm) doesn’t include text, because it has to become a cover and include other titles. Also, because there is so much to scream and then, I did not want to limit the interpretations. However, I think I was wrong. I should have limited reading and include the text that appears in the reproductions I commercialize and summarize, for me, the greatest urgency, «Read» … Read… whatever but read! … If I could, I would stick a print in every school: if there are images of nurses with a finger in the mouth praying silence in hospitals, there should be some in the hallways of schools screaming, from sheer desperation, to boys, please to form themselves or otherwise, they will be razed.

(If you want to overwrite your own howl, I also accept commissions to personalize the poster: write me without obligation.)

 

victoria_contreras_Read2015

DIY (2)

IMAG0734

 

RECETA: un paseo entre los sobres de animales de los chinos, un marquito viejo, un poco de silicona, pintura blanca, y no hay nada que no parezca impoluto y a estrenar.

Teatritos.com (una nueva aventura)

(Please, find English translation at the end of the post)

 

tEspanolTengo la suerte de tener una hermana que, con el tiempo, consiguió reunir una de las colecciones de teatritos de papel más importantes del mundo. Lucía participa en conferencias, ha coordinado monográficos sobre el tema y su colección ha sido expuesta en museos y  eventos internacionales.  Desde hace un par de años, teatritos.com comercializa reproducciones de varios modelos de teatros antiguos, pero también modelos en blanco o y semi-dibujados para que niños o grandes puedan inventar, pintar o recortar sus propios teatritos personalizados. Desde el inicio me ocupo de la imagen gráfica y el diseño de prototipos.

 

Quien no conozca el mundo de los teatros de papel, disfrutará como un niño visitando la web de la fascinante colección. Y quien busque un regalo, además de asequible, especial y precioso, educativo e inteligente, para alguien de 0 a 100 años, lo encontrará también en su tienda online.

 

banner


 

I am lucky to have a sister who, over time, compiled one of the more important collection of Paper theaters in the world. Lucia participates in conferences, has coordinated monographs on the subject and her collection has been exhibited in museums and international events. Since a couple of years, teatritos.com sells reproductions of several models of ancient theaters, but also white models or semidrawn for kids or large to invent, paint or trim their own custom small theaters. From the beginning I deal with the graphic image and prototyping.

Who does not know the world of paper theaters, will enjoy as a child visiting the website of the fascinating collection. And anyone looking for a gift, affordable, special and beautiful, educational and intelligent, for someone from 0-100 years, will found it on their online store.

El soldado

Me acostumbré sin preguntas, me entrené sin treguas, perfeccioné mi blindaje, bruñí mi escudo. Y en vez de abandonar de una vez este campo de batalla interminable y tantas veces arrasado, vuelvo a ajustarme el casco machacado por los golpes, recompongo la coraza mutilada, sigo arrastrando mi armadura intolerable, mientras empujo cuesta arriba una roca que siempre rodó contra mí.
 
Ya no siento ninguna herida. Observo mi sangre goteando, impasible.
 
FLEUR-copia

Flores contrarias

¿Dice Lorca que «Las estrellas no tienen novio«?…

 

Ni las vírgenes, ni las niñas, ni las viejas,
ni las lunáticas, ni las demenciadas,
ni las drogadictas, ni las alcoholizadas,
ni las mendigas, ni las apestadas,
ni las putas, ni las heteras, ni las esclavas,
ni las geishas, ni las cortesanas,
ni las diosas, ni las sacerdotisas,
ni las furias, ni las parcas, ni las gorgonas,
ni las efinges, ni las quimeras, ni las sirenas,
ni las ninfas, ni las hadas, ni las brujas,
ni Lilith, ni Sejmet, ni Astarté,
ni Hera, ni Artemisa, ni Salomé,
ni B. Einberg, ni Nadja, ni La Maga,
ni mi tía Nines, maestra y soltera,
ni La mujer pantera,
ni Lisa Simpson,
ni la teniente Ripley,

ni yo.

 

IMAG0840

(Hoy es 8 de marzo, DÍA DE LA MUJER TRABAJADORA: ¡QUE CAPITALISMO Y PATRIARCADO CAIGAN JUNTOS!

UNA MANIFESTACIÓN NO ES UNA FIESTA: ES UNA AMENAZA

Debería correr la voz que razona la necesidad de dejar a un lado la música alegre y festiva (la que hasta ahora interpretan los grupos de batucada, de dolçainas y similares) en todas y cada una de las manifestaciones que cualquier colectivo convoque a partir de ahora. Y argumentaremos que es necesario que a nuestra sola presencia en la calle, aunque tranquila y no violenta, por el momento, la acompañe nuestro silencio, censor, solemne, severo, grave, como la situación que atraviesa nuestro país, y nuevos gritos de guerra (no festivos ni humorísticos), con el objeto de que nuestra sola actitud consiga hacer comprender a los de arriba que el pueblo no juega y no está dispuesto a que lo hagan con él; que una manifestación significa una amenaza, que nuestra paciencia ha terminado, que deben temernos…

Convence a los colectivos que conoces o a los que perteneces de que resulta necesario prescindir a partir de ahora en nuestras manifestaciones de cualquier acompañamiento musical alegre que confunda la grave indignación del pueblo con una manifestación festiva; disuade (con argumentos) a los músicos bien intencionados que encuentres en cada ocasión para que cambien su repertorio; evita las risas y mantén una actitud solemne cuando te manifiestes en la calle. Propondremos que se cambien las melodías festivas por tambores de guerra, redobles que marquen nuestros pasos y gritos que eleven la moral del pueblo y le animen a rebelarse.

El sistema capitalista está terminado y nuestra paciencia también se acabó. No tenemos armas, pero somos muchos más…